Dentro del proyecto global de rehabilitación iniciado en la iglesia, se ha procedido a desmontar el Ostensorio o Custodia del Altar Mayor que se encontraba bastante dañado y desgastado por el paso de los años, desapareciendo cualquier tipo de pulido. Como elemento singular artístico del templo y por su relevancia sacramental, la pieza será restaurada hasta dejarla en las mismas condiciones en que fue fabricada a mediados del siglo XX, y devolverle su antiguo esplendor.

El Ostensorio es un conjunto de 2 metros de altura, diseñado a modo de templete clásico con ocho columnas y remate en forma de cruz adornada por dos ciervos, fabricada por un taller valenciano hacia 1946. Los trabajos de reparación serán realizados por la casa especializada de orfebrería Piró.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies